Blog

Una boda muy, pero que muy handmade


03-07-2017

Que la novia diseñe su propio vestido ya dice mucho de como va a ser la boda. Con mucha personalidad y estilo, Laura y Jaime decidieron que todo lo que habría en su boda tendria un porqué, tendria sentimiento y mucha esencia.

Y por eso el novio se encargó de crear la web para informar a todos los invitados, el hermano de la novia preparó el tipico Coffee nomad cold brew y una de las mejores amigas diseñó seating, minutas, carteleria y todo lo que hiciera falta. Un amigo joyero de la familia también puso su granito de arena, trasformando el oro antiguo de las abuelas de la pareja en las alianzas con más significado que hemos vivido nunca.

Ca l’Iborra estaba listo para recibir a Laura, de Mararó de toda la vida, que no había dudado ni un segundo que ese iba a ser el escenario de su boda.

Quisimos darle al catering un toque mediterraneo para sorprender a los invitados que venian de Londres, toda la familia de Jaime quedó encantada.

Con bornay haciendo equipo, la ceremonia quedó espectacular debajo de la escalera principal y las mesas esperaban la acción para la hora de cenar.

Os dejamos con las fotos de Sara Lázaro, la mejor manera de percibir el cariño, la personalidad y la naturaleza de Laura y Jaime.